Consejos para preparar los tradicionales “Porotos con Riendas”

Los porotos con riendas son un plato tradicional de Chile, consumido a lo largo de todo el país. Es un plato contundente, sabroso y altamente nutritivo, que cuenta con una cantidad de recetas tan distintas como familias hay en el país -y por supuesto, ¡con secretos que sólo las abuelas y las mamás llegan a conocer!

Nosotros tenemos nuestra propia receta, e incluye Aceite de Oliva Huasco. Te animamos a que pruebes estos consejos y añadas un toque de tradición para disfrutar de este plato tan emblemático.

  1. ¡Los porotos que elijas importan! Fíjate en que los porotos no presenten arrugas en su piel o estén rotos -es una señal de que se han envejecido y no están en las mejores condiciones para preparar.
  2. Remoja los porotos por al menos 12 horas. Esto asegurará que queden blandos y su cocción sea óptima.
  3. Si es posible, usa una olla a presión. La ventaja de la olla a presión es que ahorra energía, conserva las propiedades nutritivas y el sabor de los alimentos.
  4. Si añades comino, ¡usa sólo una punta de cucharada! El comino es un aliño de sabor fuerte, que usado en una cantidad justa puede realzar otros sabores. Si usas demasiado, podría opacarlos e incluso causar malestares.  
  5. Para hacer el sofrito con los aliños y la cebolla, prefiere Aceite de Oliva Huasco en lugar de Manteca – ¡tus porotos quedarán más saludables y sabrosos!

Esperamos que alguno de estos consejos te sirva para disfrutar unos exquisitos porotos con riendas en esos fríos días de invierno, o simplemente cuando gustes. Y recuerda usar Huasco, un toque de Tradición.

Entradas Recientes

Deja tu comentario